12.09.2010

Recomendación de FanFics [Kuroshitsuji]

Hula, hoy vengo a dejar aquí unos links de unos tantos fan-fics de Kuroshitsuji que me gustaron mucho por diferentes razones.

Si quieren leerlos, adelante.

***********
·· Autor: Alice Phantomhive011
·· Título: Orgullo.
·· Linketo: http://www.fanfiction.net/s/6431642/1/Orgullo
·· Rate: 18+

***********
·· Autor: Tsukishirohime-chan
·· Título: Circulo Vicioso.
·· Linketo: http://www.fanfiction.net/s/5747411/1/Circulo_Vicioso
·· Rate: 18+

***********
·· Autor: Shijiru Posible
·· Título: Mortalmente Aburrido.
·· Linketo: http://www.fanfiction.net/s/4985685/1/Mortalmente_aburrido
·· Rate: 18+

***********
·· Autor: Sunaona Shiratori

·· Título: Nuestra Noche de Brujas.
·· Linketo: http://www.fanfiction.net/s/6063186/1/Nuestra_Noche_de_Brujas
·· Rate: 18+

12.07.2010

Weight Of The World - Saliva


Love to be beside you and the way you smell
The way your lips feel and your fingernails.
The way your fingers crawl up my spine,
Though you always make me the last in line.

[CHOROUS]
I carry the weight of the world as the past is unfurled, but I won't stop to wonder.
Going through this life on my own made me cold as a stone; I'm a ship going under.

[BRB]
And I'd tell you this, but I don't know how.
And I'm caving in, and I'm falling out.
And I can't resist, and I can't rebound.
With the weight of the world as the world falls down.

It's the way you thrill me, then pull away.
The way you seem to kill me, a little more each day.
And it's what you're thinking in your twisted mind.
The way your body trembles, when it's next to mine.

[CHOROUS*]

[BRB x2]

I feel the weight of the world as it's falling down (x4)
This pain I think about it everyday,
it tells me I'm never gonna get away.
I know it's over, but I can't escape
memories and how to face another day.

------
Photo: 11 Eyes.
Desing: Carol Padalecki.
Lyrics and Music by Saliva.
-----

12.04.2010

Two Tears [by CP!]

Two tears falling for the Dreams that got broken.
Two tears falling for the Truth that can't be telled.
Two tears falling for the Painful situation you put me in.

Let me say, you're a punishment
For what I've done, I've learned
that no one is gonna give you help.

Two tears for the beggining of our pain,
Two tears for the fucking feeling of loose,
Two tears for the meaning of  the words that you said.
Two tears for leaving me out there,
Where no one can hear my voice anymore.

Vids con los Amigos

http://www.youtube.com/watch?v=zCZJzXpSiIs         [Ay me violan]

http://www.youtube.com/watch?v=58dadH7R4Co     [Ay me violan, parte 2]

http://www.youtube.com/watch?v=sR-jhp5rt0U          [Karaoke Arrolladora]

http://www.youtube.com/watch?v=VsHJO453H1A    [Confi violandose a Bobby]

http://www.youtube.com/watch?v=T7S80j-SdPk        [Cachetada al Compa]

http://www.youtube.com/watch?v=sBLxXDF3wgc     [Reto: Hielos]

http://www.youtube.com/watch?v=SQQz304UiCs      [Reto: Lamida de patas]

http://www.youtube.com/watch?v=vg2YA74f8eU       [Reto: Tostada]

http://www.youtube.com/watch?v=ko5F-EYYleo       [Reto: Preparado 1]

http://www.youtube.com/watch?v=V9YfZXRVYVU  [Reto: Preparado 2]

http://www.youtube.com/watch?v=azDytNn_GDQ     [Reto: Preparado 3]

http://www.youtube.com/watch?v=NeeJivmOdmk      [Reto: Caballitos de Anis]

http://www.youtube.com/watch?v=VRFLatzbapw      [Reto: Caballito Preparado]

http://www.youtube.com/watch?v=eimoxkWfmZY     [Reto: Preparado 5]

11.29.2010

...Mi Pasado.

¿Acaso te mentí al decir que te Amaría aún hasta después de la muerte? ¿Y tú mentiste al decirme que haríamos de esto algo eterno? Soy una tonta por aferrarme a esas palabras, por querer convertir un Sueño en Realidad. ¿O simplemente deliro y malentiendo las cosas? No sé. Mi mente de nuevo está confusa. Y ahora sólo necesito tus brazos para sostenerme... los brazos que se extendían a mí en el pasado... en ese pasado.

11.18.2010

...Mediocre.

Hoy sólo quiero decir algo que siento ahora, en éste justo momento:
Me siento una persona Mediocre.

Y aunque trato y trato de echarle ganas, y de ser la mejor en lo que me propongo... siento que no es suficiente. Lo peor, ya no hay más de donde sacar.

¿O sí? No sé.  Puede ser que la música en mi reproductor tenga algo que ver, o tal vez no.
No sé, simplemente, me siento una persona que se esfuerza por nada, o no se esfuerza en lo absoluto.

El mundo terminará pronto...

11.08.2010

Intro - Tyrese

No weapons formed against me shall prosper,
And every tongue that shall rise against thee,
In judgement,
Thou shall condemn,
No instrument of war which is formed against you would be of any use,
And every tongue that says evil against you
Will be judged false
Welcome to Black Ty

10.13.2010

Deaf, Mute & Blind [Cap 1:El Ciego / The Blind One.]

¡Hula mis queridos seguidores!  (-__- claro, como si tuviera muchos.. xD) Ehem, bueno pues hoy vengo a ponerles un capi de mi nuevo fic :3 que es original por esta ocasión así que espero que lo disfruten mucho porque yo me divertí bastante al escribirlo y quizá sea uno de los escritos que más me han gustado (y más largo ._.U de hecho). Dejen sus coments si les gustó o no :3 ¿sale? Ciaito~

-----
TÍTULO: Deaf, Mute and Blind.
CAPÍTULO 1: El Ciego / The Blind One.
AUTOR: Carol Padalecki.
RESÚMEN: Un chico llamado Charlie se encuentra con un espectáculo que dejará sus sentidos a flor de piel... una niña se aprovecha de eso y lo lleva a lo que su vista habrá de contemplar para aprender una lección que jamás olvidará.
-----

El reloj de la torre sonó varias veces, y si no me equivoco fueron 11. Eso quería decir que eran las 11 de la noche en la tranquila ciudad. Aunque probablemente eso era mentira ya que parecía otro mundo totalmente distinto a esa hora: tantas luces prendidas, tanto ruido, tantos autos y por sobre todo a tanta muchedumbre vagando a tales horas.

Yo jamás había presenciado a tanta multitud…a unos se les veía como cualquier otra persona de la ciudad pero otros tantos llamaron mi atención de inmediato: eran de todas las edades y vestían ropas multicolores y extravagantes, y todas parecían reunirse en un punto específico: cerca a la torre del reloj Bicentenario.

Aunque yo estaba un tanto retirado de aquel lugar podía observar todo atentamente y aún así la curiosidad se hizo de mí, entonces decidí acercarme con un paso tranquilo pero sigiloso. Moviéndome de aquí para allá entre los establecimientos, tratando de esquivar a las personas que se detenían a contestar sus teléfonos o que se encontraban con alguien especial.

Tardé un poco más de lo esperado en llegar a dónde quería. No importó en lo absoluto. El tiempo no era algo importante en aquella bella escena deslumbrante a mis ojos… Todas esas personas con trajes extravagantes y coloridos que había visto de lejos eran nada comparado con lo que ahora interpretaban. Parecía una obra de teatro. Todos bailaban al compás de una música tocada por un viejo de cabello rojizo que seguramente fue un gran intérprete del piano y que ahora hacía dueto con un chico bastante joven quién, a su vez, tocaba un hermoso violín. Pero no era mejor que ver a aquellas delicadas mujeres mover sus manos blanquísimas invitando al público a sonreír y a aplaudir… ver sus piernas bien torneadas moviéndose libremente de aquí para allá me volvían loco. El ritmo de la música, el baile y las risas parecían apoderarse de todos mis sentidos y lentamente fui acercándome quedando a sólo unos pasos de poder tocar a alguno de los actores o músicos con una mano libre.

La escena y los actos cambiaron de repente. Los hombres que eran parte del espectáculo cargaban a esas bellezas de la cintura y hacían que ese baile divertido y sin tanta rudeza se convirtiera en un elegante tango después de arrancarles las ropas como parte del acto. Inmediatamente el público y yo los vimos a ellos con trajes de etiqueta negros y blancos, y ellas con ese pequeño y seductor vestido de color tan llamativo: rojo sangre.

La magia de ese espectáculo por la noche me hacía rebozar de felicidad. Pronto me encontraba aplaudiéndoles de forma energética y de alguna forma tenía tantas ganas de gritar que siguieran, de decirles que no deseaba que ese espectáculo terminara jamás. Pero para buena o mala suerte todo debe tener un fin.

Los actores y músicos dieron gracias a todo el público, y unos cuantos de éste se acercaron a pedirles sus autógrafos. Pensé en hacerlo también, pero al instante me di cuenta de que era un tanto absurdo porque en realidad yo no conocía su trabajo a excepción de ésta ocasión, y mi mente me decían que sólo un verdadero fan debía de estar en cada una de las presentaciones para conseguir una firma de su intérprete favorito –siendo de la rama que fuera- y no un tipo que apenas había presenciado un show, una única vez.

En fin, cuando decidí que debía regresar a mi casa una niña de unos 10 años se acercó a mí... Mi vista me dijo que pertenecía a la misma compañía que los actores pues su cara estaba maquillada de esa forma tan extravagante…y ni con eso pudieron borrar su inocencia. Sus ropas eran de colores tan brillantes que incluso me lastimaron un poco los ojos pero aún así no dejé de observarla mientras me sonreía de forma muy entretenida.

-Ven. –dijo en un susurro que ni siquiera escuché atentamente más aún así lo adiviné por las formas en sus labios; sus pequeñas manos enguantadas estaban tirando de la gabardina que me cubría del frío.

En su mirada había algo diferente que en la de cualquier otro pequeño de su edad. Bueno, en realidad no estaba seguro de cuántos años tenía ni qué tipo de calidad de vida tenía así que mi vista podría engañarme así de fácil como dar un chasquido.

Tiraba de mí con fuerza porque yo no me movía. Estaba embelesado con su rostro y su diminuto cuerpo. Entonces habló de nuevo, ésta vez noté su impaciencia: -¡Apúrate! ¡Nos hablan! ¡Vamos! –sacudí levemente la cabeza y la seguí después de que ella hubiese tomado mi mano para guiarme.

Caminamos apresuradamente por unos callejones, atravesamos unas tiendas de ropa que apenas estaban cerrando y por otras donde aún había clientes. Luego por unos clubes nocturnos y bares que tenían a muchísima gente esperando porque los dejaran entrar. En ese momento apreté su pequeñísima mano enguantada y se detuvo. Había algo en mí que temía saber que ella trabajaba en algo de eso, siendo vendida. Ese tipo de historias frecuentemente suceden y fue lo que mi mente imaginó al instante.

-¿Qué sucede? –preguntó con algo de preocupación. Ella iba en frente de mí todo el tiempo así que tuvo que virar su vista para apreciar esa mirada de preocupación en mi rostro. -…Ya casi llegamos. Descuida, no es aquí. –me sonrió de ultimo con esa boquita inocente que se encontraba pintada del mismo azul metálico del que se componía su traje.

Asentí y entonces seguimos caminando hasta llegar a un lugar donde no había ruido alguno a excepción de uno que otro aullido de un canino. Sólo había un farol iluminando la calle y temí porque algún ladrón se atreviera a robarnos el dinero que no teníamos, y que por ende, la lastimara.

…De alguna forma no quería que nadie lastimase a esa pequeña niña, se le veía tan indefensa pero estaba segura de sí misma que era complicado el sentimiento que me transmitía. Sentía que la conocía desde siempre porque me brindaba suma confianza y calidez humana. Dio un suspiro antes de detener su paso y me soltó la mano, volteó a verme y me sonrió de medio lado después de guiñarme un ojo. Se me hizo tan tierno ese gesto que quise abrazarla y cuando estuve a punto de hacerlo una grave voz se hizo del terreno.

-Lucy, ven aquí. –le indicó a ella pues fue corriendo a su encuentro. –Buen trabajo. –el eco en las paredes me permitió escuchar lo último.

La niña llamada Lucy entró a un edificio con tanta felicidad que nunca pensé que nada malo pasaría, sino todo lo contrario. Imaginé que su familia la estaba esperando, y que pronto comería algo para llenar su estómago para luego poder dormir como cualquier niño lo haría. Pero probablemente estaba equivocado…

-¿Podrías decirme tu nombre? –indicó el hombre que salió de la sombra al acercarse a mí-. Lo siento, Lucy suele traer a personas del público que le han llamado la atención. Debes disculparla, aún es muy pequeña.

-…Charlie. Mi nombre es Charlie. –aquel hombre me resultaba peculiarmente familiar pero aún mi mente no estaba segura de lo que veía y escuchaba, sólo podía pensar en la niña.

-Así que Charlie… ¿quieres pasar a nuestro humilde hogar? –dijo, haciendo un mohín que daba presión a su invitación.

No dije nada, simplemente crucé la puerta que Lucy había cruzado antes. Y aquel hombre rió por lo bajo pero yo no le tomé importancia. Quería encontrar de nuevo a esa pequeña mujer, lo ansiaba con todo mi cuerpo y mente.

Subimos demasiadas escaleras, y por fin llegamos a un piso donde había una luz mortecina, le daba un toque amarillo a la habitación aunque no estuviera pintada de ese color. La pinta que me daba aquel lugar no era muy buena, seguro era un hotel abandonado por los dueños o algún edificio de departamentos en donde ya nadie más vivía a excepción de ellos… Mi nerviosismo se hizo presente en mí y él lo notó.

-No te preocupes, ella está bien aunque debe de estar cansada. La torre del reloj Bicentenario queda lejos de aquí. –puso una de sus manos sobre mi hombro, y luego se adelantó a abrir una puerta que no tenía número para identificarla como lo hacían las demás.-

-Sí, estaba un poco lejos. –agregué a su comentario, mi voz sonó demasiado baja y pude escuchar de nuevo una risa brotada de su boca cosa que me molestó un poco.

-Bienvenido. Siéntete como en tu casa. –Cerró la puerta sin hacer ruido después de que yo me hube adentrado.

Me senté en un sillón que se encontraba enfrente de un televisor apagado. Aquel hombre prendió las luces de las habitaciones contiguas y todo el lugar parecía vivo, no como el edificio en sí. Pude escuchar algunas voces: unos reían y otros estaban discutiendo, pero definitivamente todos estaban en la misma habitación. Pensé que serían los actores así que me alegré de saber que no estaba en el lugar equivocado.

-¿Gustas algo de comer o de beber? –Me ofreció mientras se encaminaba a lo que seguramente sería la cocina.

-Si tiene un vaso de agua… -pedí únicamente, la caminata me había dejado los labios resecos y odiaba tenerlos así porque me incitaba yo mismo a morderlos hasta que brotara sangre de ellos.

-Claro. En seguida te lo traigo. –fue en busca de mi pedido y desde lo que pensé que era la cocina habló-. Por cierto, yo soy el jefe de la compañía de actores que viste. Supongo que hoy fue un buen espectáculo porque todos llegaron bastante cansados. –Yo no hice ningún comentario al respecto, aunque tenía razón, había sido un show verdaderamente deslumbrante, incluso yo y muchos otros habían quedado maravillados con tal interpretación; regresó de inmediato a mi encuentro y se sentó a un lado mío ya que el sillón era lo suficientemente grande como para que una persona cupiera acostada-. Por cierto, no te dije mi nombre. –se viró para verme y estiró una mano para que la estrechara-. Soy Andrew Suwabe. Sí, lo sé, mi nombre es mitad japonés.

El hombre me dedicó una media sonrisa y estreché su mano sin pensarlo dos veces. También me inspiraba cierta confianza así que no vi ningún problema en hablar con él por un poco de tiempo. Quizá eso era lo que querían, y yo no me negaría a tal hospitalidad.

Apenas me tomaba el tiempo de verlo, era un hombre con rasgos asiáticos pero a su vez, portaba la rudeza de un londinense, además su acento marcaba un inglés perfecto. Su cabello negro era un poco largo para la época pero se encontraba bien cuidado y el color de sus ojos verdes era igual de fascinante que su piel blanca como la nieve. De inmediato pensé que era el padre de Lucy ya que sus ojos y su sonrisa se me hacían la misma.

-¿Vas a soltarme? –preguntó de forma divertida. Yo seguía estrechando su mano hasta ese momento entonces me avergoncé porque me perdí en su rostro al igual que había hecho con Lucy.

-Lo siento… -dije y le quité la mirada encima para posarla sobre el suelo a modo de disculpa mezclada con vergüenza.

-No te preocupes. –Me entregó el vaso con agua que le había pedido y yo lo tomé de forma rápida. Sentí como el agua llenaba mi boca y luego mi garganta hasta parar en mi estómago. Estaba fría y me supo deliciosa.

-Gracias. –agregué después de depositar el vaso vacío sobre sus manos. Sonreí para que el gesto se contemplase de forma honesta.

-De nada. –dijo y fue a dejar el vaso a lo que supongo era el fregadero. Regresó de inmediato pero esta vez se quedó apoyado en una de las paredes que daban seguimiento a un pasillo un poco largo donde, seguramente, se encontraban los demás artistas.

El silencio abundó en la habitación. Incluso podía escuchar mi respiración. Y con más detenimiento, pude estar seguro de que ya pronto vendrían. Una mujer había dicho algo como “Vamos a comer que tengo hambre” y otros más le habían seguido la propuesta.

Mi vista empezaba a nublarse, y parpadeé varias veces hasta tratar de obtener una mejor imagen pero nada cambió. Cerré los ojos con fuerza tratando nuevamente de poder recuperar la vista pero todo era en vano. No dije nada al respecto pero me mantuve previsto de cualquier ataque. Ya había escuchado de eso anteriormente: le dan algo de beber a la persona y luego hacen con su cuerpo infinidad de cosas.

…El hombre llamado Andrew Suwabe de pronto sacó un cigarrillo de un bolsillo de su pantalón. Y poco después empezó a fumarlo despreocupadamente. Soltó una risita al escuchar que una puerta se abría y los pasos y ruidos de sus voces inundaban la habitación.

-¡Cállate, Marshall! –dijo una mujer, quejándose de que le había hecho una mala broma.

-Ya, todo te tomas en serio. Todo menos el hecho de que me encantas. –entonces se echó a reír junto con los demás actores, dejándola en total vergüenza.

-Chicos, chicos. Cállense. Tenemos visitas. –dijo el pelinegro y todos guardaron silencio al instante. Se acercaron a mí como si fueran animales hambrientos y mi nerviosismo se hizo notar de nuevo porque mi vista sólo veía sombras de múltiples colores.

-¿Y tú eres…? –preguntó una mujer de mediana edad con el cabello pintado de colores azul y verde.

-Qué importa quién sea… igual se ve delicioso. –Otra mujer se inclinó sobre de mí y sus cabellos rubios y largos cayeron por encima de sus hombros hasta rozar mi pecho.

Me quedé estático. Acercó su boca a mi cuello y lo mordió con mucha fuerza. Me quejé del dolor e inmediatamente me llevé la mano a la herida que me había hecho. Alguien la alejó de mí y escuché que le habían dado una bofetada a la cual ella ni reprochó. Las risas se hicieron más fuertes.

Mi vista ya ni siquiera podía percibir los colores, ahora sólo eran siluetas negras o grises. Me empezó a doler la cabeza… casi podía percibir a mis latidos como si fueran martillazos sobre mi cerebro. Y sus risas con voz chillona me fastidiaban. Ya no parecían nada a lo que yo había presenciado cerca de la torre del reloj. No. Eran personas totalmente diferentes y algo se rompió dentro de mí. Me decepcioné bastante al darme cuenta de que no eran lo que yo pensaba. Pero eso sólo era el comienzo de mi sufrimiento.

De pronto, cuando quise huir de allí mi cuerpo no me respondía. Ni siquiera podía mantener una mueca en mi rostro. Era como si estuviera siendo sujetado por algo. Estaba en una situación verdaderamente temible. Algo me iban a hacer seguramente. Lo tenía en la mente. Tenía tanto miedo por no poderme mover y por no ver nada que quise gritar para pedir ayuda pero ni siquiera eso podía hacer.

Pronto sentí como las manos de un hombre me ataban a una silla de las muñecas y de los tobillos. Comprendía completamente la situación. Me iban a lastimar. Y yo ni siquiera iba a tener la fuerza ni la visión para poder defenderme. Era un caso perdido. Mi dolor acrecentaba el hecho de que podía escuchar todo lo que hacían y decían…

-¿Y este tonto de que nos va a servir? –Preguntó un hombre con suma desesperación-. Odio hacer el trabajo sucio de ese tipo.

-Cállate, Luka. Tenemos que cumplir lo que Andrew nos pidió. –Dijo un segundo hombre.- Tú. –Me dio un golpe en el hombro y yo me mordí el labio para no gemir del dolor producido por éste-. Vas a respondernos todo lo que sepas o sino… te lastimaremos… –escuché el inconfundible sonido del metal de un cuchillo o una navaja.

-¡Gustaf! ¿Cómo carajo va a respondernos si Andrew le dio la droga? ¡De una vez hay que cortarlo! –gritó energético-. Ansío ver su sangre salir de su cuerpo.

-Es cierto. Pero Luka, no podemos hacer eso sin siquiera intentar preguntarle. Suwabe se va a enojar. –trató de razonar con el otro. ¿Pero qué me importaba? De una u otra forma iba a morir en ese lugar…

-Eres un cobarde. Dime ¿qué tan difícil es hacer esto? –me levantó la manga de la gabardina y tomó el arma e hizo un corte profundo sobre mi antebrazo derecho. El dolor era indescriptible. ¡Quería gritar y llorar del dolor! …Pero no podía ni hacerlo. Y la sangre empezaba a brotar de mí con prisa. Sentía que la vida se me iba a cada gota caída al suelo.

-¡Luka! –gritó alguien. Esa voz me resultaba conocida. –¡Déjenlo en paz! –suplicó con la voz entre lágrimas.

-Lucy… -dijeron al unísono los dos hombres.

De pronto un rayo de esperanza vino a mí… ella, la pequeña había venido a rescatarme. Era una única oportunidad para salir con vida de allí. Ahora sólo me quedaba esperar a que la escucharan, a que se apiadaran de mí.

-…Está bien. Luka, suéltalo. –le ordenó al hombre que probablemente me odiaba más. –Lucy, más te vale que no eches a perder este trabajo o la pagarás no conmigo, sino con tu padre.

El tipo me soltó y luego resopló. El hombre que era llamado Gustaf dio un suspiro con pesadez y escuché que se dirigían fuera de la habitación donde había sucedido todo mi tormento. La pequeña me cubrió la herida con un trozo de tela y le aplicó presión para que dejara de sangrar. Agradecí su amabilidad mentalmente… al menos alguien de esos locos era amable conmigo. Aunque aún no entendía el motivo por el cual me tenían como rehén y mucho menos estaba consciente de qué querían saber o porqué me habían lastimado de esa forma.

-Lo siento, en verdad lo siento. Mi padre está loco. Nunca pensé que te haría eso. –me abrazó y pegó su diminuto cuerpo a mi torso, lamió la herida que la mujer me había hecho en el cuello y entonces yo sentí como dos lágrimas salían de mis ojos; al parecer empezaba a recobrarme después de la droga que supuestamente me habían dado-. Perdóname. Por favor, nunca fue mi intención.

-…N-no te preocupes, Lucy. –dije en un hilo de voz y ella pareció alegrarse de que yo me recobrara de aquel estado de fatalidad.

Deshizo su abrazo. Me tomó del brazo que no estaba lastimado y puso mi peso sobre de ella, me ayudó a caminar como pudo y me aseguró de que no nos seguían ni mucho menos se habían dado cuenta de nuestra presencia.

-Descuida… ellos están ocupados con alguien más. Todo estará bien, lo prometo. –mi vista y mis sentidos recuperaban su vitalidad. Aún si yo estaba desangrándome minuto a minuto ella seguía asegurándome de que estaríamos bien y que pronto me encontraría en un hospital donde me tratarían la herida.

Salimos del edificio y lo primero que quise ver fue el cielo: ya casi era de mañana, se tornaba de un color azul clarísimo casi grisáceo y la calidez del sol ya pronto se sentiría sobre nuestra piel. Yo rezaba porque nos encontráramos bien después de eso. Pero no podía concentrarme del todo.

Mi mente no dejaba de pensar en qué sucedería al final. ¿La seguirían? ¿Nos matarían a los dos? ¿Ese espectáculo había sido una farsa? ¿O simplemente yo viví lo que una pesadilla me había mostrado en días anteriores? La realidad era tan confusa que hubiera preferido vivir ciego por siempre. Aunque de esa forma nunca hubiera aprendido que todos tenemos una doble cara que mostrar… y claro, que los humanos somos capaces de hacer todo.

CONTINUARÁ...

10.12.2010

Sin Título

Hula, bien, esta entrada dice "Sin Título" y síp, está correcta. La verdad no encontré un buen título para esta mini-historia. En fin.. la creé porque me acordé de una promesa que hice hace poco tiempo y que pues... aquí está, cumplida.

La escribí porque una persona me pidió que lo hiciera, aunque ahora por motivos idiotas no estamos muy bien del todo. Puede ser que yo tenga la culpa, o ella... no sé, no soy quién para juzgar y de eso me doy cuenta sin razonar mucho. Bueno.. el caso es, que aquí está lo que prometí y pues... espero que lo lea porque hice lo que me pidió por esos momentos de risa, cariño y comprensión que me dió en el pasado.

A esa persona: No espero un gracias, ni un perdón, ni un "quiero que me pidas perdón porque tú tuviste la culpa". No espero nada a cambio. Sólo pido, lo leas... aunque sea sólo para juzgarme.
------


Así como los demás cuentos de princesas, ésta historia comienza con un “erase una vez…”, sí, muy repetido e incluso a veces sugirió una farsa al instante, pero en fin…

Erase una vez una joven que creía fervientemente en el amor eterno. Ésta chica vivía enamorada de la vida y a su juicio todos teníamos algo bueno que mostrar, incluso el más mundano bandido lo tenía. Ella era hermosa por dentro y por fuera. Su inteligencia era deslumbrante y sus modales eran implacables.

Pero algo no concordaba con todo el relato: ella estudiaba en una escuela común y corriente, a excepción de que en ésta se encontraban muy pocos alumnos cursando y que en realidad nunca se esforzaban por salir adelante; quizá esa escuela era el último recurso que alguien tomaría para dar aliento a su aprendizaje.

Como dirían algunos, se encontraba en el lugar y en el momento inapropiados. Pero quizá esas pequeñas rupturas de nuestra perfección son las más interesantes y las más vívidas.

Se preguntarán casi con ansiedad el nombre de esta chica, ¿no? En realidad no es importante. No lo es porque para crear un ambiente perfecto… ¿el nombre importa? Supongo que no. Así que, prosigamos.

Ésta chica se encontraba caminando rumbo hacia su casa, el camino era bastante corto y no necesitaba ser llevada o ser traída para llegar a su destino. Era independiente y le gustaba, además, disfrutar de esos pocos minutos de soledad en donde podía recordar las risas y los momentos más agradables durante su estadía en la escuela al lado de sus más preciados amigos y confidentes.

Pero oh, ¿alguna vez se hubo imaginado que la persona que se le puso de frente iba a ser su amor eterno? ¿Su “media naranja”? probablemente no, y quizá tampoco ninguno de nosotros se daría cuenta a simple vista.

Sus corazón se agitó lo bastante como para haber salido de su lugar de providencia; la piel se le erizó cuando sintió los brazos de esa persona rodearla casi con delicadeza, como si no quisiera lastimarla al hacer eso; entonces se quedó estática, no conocía a esa persona en lo absoluto, y aún así, estaba abrazándola de una forma tan cálida…

-Por fin te encontré. –Escuchó atentamente, de esa voz masculina tan extraña para sus oídos-. Pensé que mi suerte jamás cambiaría.

El abrazo se deshizo y la dejaron libre para hacer dos cosas: correr lo más rápido que pudiera para alejarse de aquel extraño o quedarse a averiguar de quién se trataba y el porqué de su anterior acto.

Las palabras no salían de su boca… sólo una mueca de curiosidad se figuró en su rostro y aquel hombre extraño sonrió de medio lado, casi comprendiendo la situación: ella no lo reconocía, no sabía quién era en lo absoluto y mucho menos entendía el motivo de sus palabras y su abrazo.

-Lo siento, te sorprendí. Pero… déjame decirte que estoy enamorado de ti. Desde este momento, te amo. Suena absurdo y tienes todo el derecho de no creerme, pero… lo hago. Te amo.

Y fue así como, tan sólo con esas dos palabras, ellos dos dejaron que ese amor a primera vista se apoderara de ellos. ¿O quizá fue gracias al tierno beso que le dio después de haber dicho su pequeño discurso? Quién sabe…

Tal vez sólo nos queda esperar por esa persona que nos diga que nos ama… tal vez sólo es cuestión de tiempo.

...¿FIN?

Mandamiento Yaoi~

Oh... Yaoi que estas en nuestras mentes...
Hard core sean tus capis...
venga a nosotros tus lemmons
sea la voluntad del Seme sobre el Uke...
traiga nuestros loveless (y demas series) de cada dia...
y castiga a los Anti-yaoista...
no nos dejes perder la perversión...
y líbranos de la censura...
MOE!

10.10.2010

Raison d'Etre - Nightmare (Translation)

Ahh traversing over many nights
Frozen dreams and fading tears
Warm me, warm me, wrap me

Once, I had forgotten everything, however
I hate this body that cannot love anymore

No matter how far I walk, I cannot see the end
Dragging along memories of the past
I wonder what color this body will be tainted by
I search for that answer

I can no longer return to those days free of bloodshed
These deep scars rooted within me will not disappear
Hide it, hide it, hide me

With these marred hands extended towards a discarded star
Alone, once again alone, I must return it to the sky

Even though I'm weak and miserable, I'm alone, just like that time
I am unable to signal here with my short breath
That's why I will always see a dream of tomorrow
While counting my caged fingers

It's alright to stay the same, without knowing the meaning of living
One day, I will do what I can to obtain those days of laughter

On that day, your words alone
Made my decision to become stronger
"No matter how much you change, you're fine the way you are now"

Now, because you're here, my heart has returned
I leave to walk ahead, only to be lost
Even though I cannot see the end, I think it's alright
I will leave on a journey at range, it's alright if I don't know the answer
-----
Music & Lyrics by NIGHTMARE.
-----

Alsatia - Galneryus



We'll find the path to Alsatia
We'll lose if we don't fight now

No one can play in the sculpture garden
Petrified faces are watching in the dark
Assimilate yourself in this mystical world
That's all you have to do

Day after day, you got tragic situation
Night after night, you tried to break the wall
Fortune is calling you in this mystical world
You'll find a way

Cloud in the mists of time
You must take your aim and play your game
Emotional neglect is the price that you must pay to your desire
It's Alsatia
You just believe in the lie to forget the awful truth
You know the disturbance never ends

There is no reason to take this process
Resentment will change into sweet desire
You'll run for your life in this mystical world
Beware of the night

Crawl in the mists of time
You must face the wall of the hate
Eternal vigilance is the price that you must pay to your desire
It's Alsatia
You just go against the law, fall into a delusion
You know the distrubance never ends

Cloud in the mists of time
You must take your aim and play your game
Emotional neglect is the price that you must pay to your desire
It's Alsatia
You just go against the law, fall into a delusion
You know the distrubance never ends
It's Alsatia
You just believe in the lie to forget the awful truth
You know the disturbance never ends

We'll find the path to Alsatia
We'll lose if we don't fight now

-------
Photo: Rin-chan from Mnemosyne~
Desing: Carol Padalecki.
Music & Lyrics: Galneryus.
-------

10.07.2010

Avatars Random

Hulape! Estos son avs que he hecho a lo largo de mi tiempo mientras aprendo diseño con Photoshop :3 así que si se roban alguna quedarán totalmente malditos.

9.27.2010

Dulce Belleza [by Nicky~]

Un hilo de dudas se va formando,
Ya nadie sabe en que creer.
¿Será enfermedad ó Ilusión?
La belleza se ha apoderado de tú ser.

Imaginación, es la chispa de la moda,
Hasta leyes sobre eso hay por doquier
Ser tú misma ya no importa,
Menos alma y mucha más ropa.

Pasarelas, Paris y colores es tu escuela.
Vienen adornando cómo a un arbolito la oscura realidad
El tiempo toca a tú cabeza sin cesar,
Consumir ahora es un deber.

Es difícil mantenerse frente a esta guerra
Mientras los ideales van desfilando hacía la basura,
Como zombi vivirás en un mundo idealizado
La dulce vanidad, es la amiga que siempre te acompañará.

Anorexia y bulimia de la mano,
Chanell, CH y Galbana en la otra.
Rituales ya casi apocalípticos te consumen
Dime compañera, ¿Eso es vida?

Soy una sobreviviente en una carretera solitaria
Rechazos y críticas van cómo anillo al dedo
Callo el dolor, omito sentimientos,
Tu interior se pudre como una manzana llena de gusanos.

La verdad danza a nuestro alrededor,
Oh que ironía,
Hundirte y quemarte en tú glamoroso infierno,
Tú decisión.

La noche te seduce y te atrapa,
Alcohol, dinero y tal vez un poco de drama.
Zamuros halagando tú falsa hermosura,
Admitámoslo, es sólo una mascara.

No es vida a lo que tú llamas vida,
No es belleza lo que esconde detrás del espejo
No hay quién venga a rescatarte, princesa.
Belleza cómo tatuaje permanente.

-----
Éste es poema de una amiga que la verdad siempre me sorprende con sus palabras ya sean trágicas o bellas.
Pueden encontrarlo aquí: ··· www.nickyback.blogspot.com/
-----

9.20.2010

Necesidad [Satan's Venom]

Yo sé que no eres la persona más complicada ni la más simple que conozco.
Eres alguien que necesito, sí.
Te necesito demasiado.

Quisiera hacerte feliz como él lo hace pero simplemente no sé cómo.
Yo te ofrezco, con gusto, mi vida entera.
El dilema es si la tomas y la cuidas.

Es absurdo pensar que alguien algún día te va a querer como yo.
Estas palabras han sido pronunciadas por miles de personas
pero ¿quién realmente lo siente como yo lo siento?

Te amo, ¡te amo!
Y doy mi todo por tí.
Sólo dímelo.
Dime qué necesitas.
Dime qué puedo hacer tras la distancia...

No necesito nada mas que eso,
el saber que estás, que me amas, me esperas, me cuidas, me necesitas.

¡Sí!, necesito saber que me necesitas
¿con que otro motivo me repondria sino?

-------
Lyrics: Nightmare and Headache from Satam's Venom.
-------

9.19.2010

The King & The Clown [One-shot]

Bueno pues éste One-shot lo hice porque en la maniana ví una película de mi esposo Lee Jun Ki que se titula "The King & The Clown" y pues me gustó mucho la relación que tienen él y su amigo, o mejor dicho "jefe".
En realidad XD es medio shonen ai la peli porque pues el tipo este lo proteje mucho, además Jun Ki se ve super femenino *¬* y violable -coff coff-...

En fin, lo escribí porque me gustó bastante esa amistad, ya parece que nadie tiene esos lazos así de fuertes. Pero en fin... disfruten ^^ y dejen sus coments si les gustó y sino también hahaha


------

Hace muchísimos años, en un lugar que nadie reconocía porque en ese entonces todavía no existían los mapas que te indicaban justo el lugar donde estabas parado, yo me hallaba. Yo y mi amigo…

Supongo que los vínculos que se crean entre 2 personas antes sí se podían concebir en ese entonces. Pero era algo más significativo, algo más íntimo y posiblemente existía en él un grado de posesión.

Y quizá tal vez ese pequeño grado de posesión fue lo que me llevó a hacer lo que hice por él… pero quizá la historia no deba de comenzar así ¿no creen? Si así fuera no entenderían mucho aunque, ahora que lo pienso, no hay mucho qué pensar ni mucho qué comprender.

Tan simple como que lo defendí. Me acusé a mismo para que no le quitaran la cabeza al haber caído en la trampa de la puta del rey. Ella estaba celosa de mi amigo, él era un chico joven y bastante apuesto que incluso tenía unos rasgos más finos que cualquier eunuco viviente. Esa mujer no era más que el cuerpo con el que el rey satisfacía sus deseos sexuales, nada más. Pero la muy vil tuvo celos de que mi amigo fuera la persona que entretuviera a “su” rey, de que lo mirara fijamente como si con ello lo traspasara aún más rápido que una flecha.

…Pero en fin, mi propósito era defenderlo y así lo hice. Me quemaron los ojos porque yo dije un “ya no tengo nada que perder, hagan lo que quieran conmigo”. Tal vez para unos fue el error más grande que hubiesen cometido, pero para mí no era así. La vida de él era mucho más importante que la mía, además, éramos amigos ¿no? Seguro él también daría su vida a cambio de la mía.

Y precisamente no estaba equivocado en ese punto. Quiso “irse” conmigo porque pensaba que yo estaba ya muerto. Cortó sus muñecas con un pedazo de cristal y empezó a desangrarse, aunque para mi buena suerte, el rey se dio cuenta e hizo que lo trataran inmediatamente pudiéndole, así, salvar la vida.

Quisiera poder reír ahora. Interpretaba el papel de un ciego y ahora por fin lo soy. Ah, se me olvidaba, me considero un payaso. Hago reír a la gente por dinero, y para poder comer hacía shows con mi amigo. Éramos expertos. Y por eso mismo llegamos al palacio del rey pero… no entiendo porqué todo cambió repentinamente. Siempre que interpretábamos un show alguien moría. Ese maldito y estúpido rey siempre perdía los cabales.

Pero en realidad nunca me importó, al fin y al cabo mi amigo y yo estábamos a salvo y alimentábamos a nuestros estómagos con grandes meriendas. Tal vez al quemarme los ojos quiso darme una lección de que no todo es risa en esta vida. Quizá…

Aún así, traté de no dejar de reír hasta el último segundo, cuando él y yo hicimos nuestro último show sobre una cuerda floja, donde no sabes si es cielo o tierra, sólo un abismo… Con lágrimas de sangre en mis ojos, y él seguramente estaba de igual forma pero sólo con la pequeña diferencia de que las suyas eran de agua salada terminamos al dar todo de nosotros.

Esa es la verdadera amistad, supongo. Él dio su vida por mí así como yo la había dado por él. Al final del día, después de habernos caído de aquella cuerda sólo recordé como él, nuestros demás camaradas y yo estábamos por un campo, mientras tocábamos y bailábamos y bromeábamos… qué efímera es la vida y la risa ¿no?

...FIN.

One Word... - Lee Jun Ki (Translation)


The wind that blows on me, blows on you…
The light that shines on me, shines on you
We live in the same world, but separated…
I want to see you, my heart breaks
Without you, I am worthless
When I wake up, my yearning increases like a debt
Madly, I search for you…

[Chorus]
Just one word saying “I love you”…
Just one word asking “come back”
The words stay in my heart, the tears fall first
I missed the chance to say just one word

My aggravated love is breaking out…
I cannot hide it anymore…
It is laziness that allows this separation
Always putting off the remedy until tomorrow
Time stops and you are getting further away
I know this, but still I wait…

[Chorus*]

The only thing more painful than not speaking that word
Is that I did not hear you say it either…

Just one word that said you loved me
Just one word could have made me happy
The regrets and my longing linger
Though you forgot me… how can I forget you?
Don`t know Love

-----
Music & Lyrics performed by Lee Jun Ki.
Album: J STYLE.
Photo: Lee Jun Ki & other (?)
Desing: Carol Padalecki.
------

Selfless Dedicated Trees - Lee Jun Ki (Translation)


I believe regardless of my hidden tears,
and those hard and tough times.
I could still smile as long as I have you,
I may have given you worries that I did not know.

[Chorus]
Whenever that happens.
You always encourage me instead,
as same as selfless dedicated trees,
as same as guarding stars in the sky.
With me during the hardship,
With me during the happiness,
I am really grateful of you.

Blessed by you all the time, but now I wanna do anything for you.
Making you happy and guarding you ever since.

[Chorus]
Whenever that happens.
You always encourage me instead,
as same as selfless dedicated trees,
as same as guarding stars in the sky.
With me during the hardship,
With me during the happiness,
I am really grateful of you.

[Chorus]
Whenever that happens.
You always encourage me instead,
as same as selfless dedicated trees.
With me during the hardships,
With me during the happiness,
I am really grateful of you.

-----
Music & Lyrics: Lee Jun Ki.
Album: J STYLE.
Photo: Lee Jun Ki.
Desing: Carol Padalecki.
-----

Don't Know Love - Lee Jun Ki (Translation)


[Chorus x2]
As our love was so easy
Our separation was easy too
As easy as breaking a simple bead
I guess I didn’t know our love would be the same
I really don’t know love, I really don’t know love
Like a fool, I let our love slip away
Our love was really, our love was really valuable
Now I know that.

Is it over once you give your heart away?
Is it over once you are in love?
Is it possible to give your heart to someone else?
My love, my love, blinded by you
I can only see you, only love you.

Really don’t know love, I really don’t know love
Like a fool I let our love slip away
Our love was really, our love was really valuable
Now I know that.
I know I miss you.

-----
Lyrics & Music: Lee Jun Ki.
Album: J STYLE
Photos: Lee Jun Ki.
Desing: Carol Padalecki.
------

9.18.2010

Danzai No Hana ~Guilty Sky~ - Kosaka Riyu (Translation)


Hear my heart, wandering inside your mind
I still can't let you go
Feel my hand, reaching out for you
there's nowhere I can rest my soul
Yet again, somebody is crying all alone
lost in the night
A trick is played, fate is what we can't avoid
but now we have to move on

Still I cherish what you gave to me
nothing can take it's place
Do you know how trapped
I am, don't leave me here alone

Beautiful, the flowers bloom
her grace will never die
Nothing can shake her mind
she'll keep her face towards the blazing light
Clouds that break away today
share my pain oh guilty sky
Deep down inside I cried for my soul
embraced the tears that flows

Don't you know, there is a beginning
in every single pain
Anxiously waiting for the end
to come for it to fade away
Now your warnth, all that is vague for me to touch
your love is faint
No color there, can you see my hand
it used to reach out for you every day

Silence catches up on me
there's no longer a place for me
Now I've reached my destiny
I'm walking for myself

Beautiful, the flowers bloom
her grace will never die
Nothing can shake her mind
she'll keep her face towards the blazing light
Love that breaks away today
Dreams are crashed in every way
Deep down inside I cried for my soul
embraced the tears that flows

This world I am standing on
Needed some solitude
That truth I had to accept, soak it in
Your shadow I can see
Your dream I can't awake
I tried to trace it all

Still I cherish what you gave to me
nothing can take it's place
Do you know how trapped
I am, don't leave me here alone

Beautiful, the flowers bloom
her grace will never die
Nothing can shake her mind,
she'll keep her face towards the blazing light
Clouds that break away today
share my pain oh guilty sky
Deep down inside I cried for my soul
embraced the tears that flows

Seeking for the future, yeah
I'll keep on dancing towards my shining days



------
Music & Lyrics from Kosaka Riyu.
Single: Danzai No Hana ~Guilty Sky~
Photo: Claymore.
Desing: Carol Padalecki.
------

9.17.2010

Ignore - Kosaka Riyu (Translation)


Whenever I look down, I'm alone; I cover blanks and fill the patchwork path
Mixed up in smoke, "losing way"; a daily battle against ashen solitude

The number of sighs was growing by the day
A small radiance that prayed to an empty sky

An adult's situation full of spaces
Seemingly close yet growing distant...
I caught a glimpse of a "future" I could wander
"Correct" or "mistake", there wasn't such a definite thing
Just nodding in assent in the fleeing time...

The pair being washed away; just hesitation
"I don't understand" Just because of that...
Piling up "feelings" were growing stronger; I questioned it often

Nothing to compare on the right or left
The one that sliced away at obtained time is you

Our freedom that were being absorbed
Whenever it grew distant I would draw it closer
A faraway "future" that had a shape
"Correct" or "mistake", seeking out such a definite thing
Just started to run through the fleeing time

The me that I had passed by was always
Searching for the compass of the "future"

Nothing to compare on the right or left
The one that sliced away at obtained time is you

An adult's situation full of spaces
Seemingly close yet growing distant...
I caught a glimpse of a "future" I could wander

Nothing but selfishness; no more
I don't want to be abused
An eternal wish that won't vanish, I won't stop
"Correct" or "mistake", seeking out such a definite thing
I now overtake the fleeing time.

-------
Lyrics & Music from Kosaka Riyu.
Single: DANZAI NO HANA ~GUILTY SKY~
Anime: Claymore.
Desing: Carol Padalecki.
-------

9.10.2010

Sometimes It Hurts [Song-fic~]

Bien, hoy les traigo un SONG-FIC que hice hoy porque estaba muy clavada con la canción de Stabbing Westward: Sometimes it Hurts. Ésta banda siempre me sorprende con sus letras. Y pues.. me animé a hacerle un "tributo" tanto a la letra, como a la banda. (Y quizá a mi corazón dolido..)

Además se la dedico, con todo mi amor, a mi hermana: Adrii.

----------
Lyrics & Performance by STABBING WESTWARD.
Album: DARKEST DAYS.
Song-Fic by CAROL PADALECKI.
----------


“Pensé que te amaba, pero me equivoqué. Lo siento”.

Hay que joderse con eso. Hay que ser lo bastante hombre para no llorar ante esas palabras tan hirientes al corazón sensibilizado por un sentimiento fuerte… Una bala me hubiera matado con más efectividad si ese era su propósito.

En serio que a veces me pongo a pensar que toda ésta cursilería del amor ya no me da para más. Es difícil olvidarse de alguien que ha ocupado tu corazón por el simple hecho de que ha vivido junto a ti cosas y momentos que jamás olvidarás. Sobre todo si es la persona que amas. Sólo quieres morir, alejarte del mundo. Maldices a cualquiera que se cruce por tu camino sea merecido o no. Rompes regalos y cartas, sólo quieres olvidar… y dejar de sentir. Todo esto y quizá más situaciones suceden si te han roto el corazón con tal crueldad.

Pienso en olvidarme del mundo unos minutos. Entonces me coloco los audífonos del celular en los oídos y así logro mi propósito; busco el reproductor y le doy play a una canción que ahora me pega justo en el hueso.

“Six o'clock in the morning, my head is ready to explode. I can't believe I made it home alive. I don't remember where I went or what I was drinking. And now it made me sick. And I'm not denying that I get this way when I try to get over you. I get this way when I try to get over you.”

Los sintetizadores, la voz, el tono, ¡TODO ES TAN VERÍDICO! ¡TODO ES TAN HIRIENTE! Pero sólo duele porque es la verdad, porque eso viví y porque eso me dolió en todo lo profundo de mi alma. El dolor cortaba como un cuchillo lo haría con una barra de mantequilla. La desesperación, la ansiedad, el desenfreno y la decepción vienen de pronto…

“Sometimes it hurts so much to lose the one you love! Sometimes it hurts so much to lose the one you love!”

…Trataba de olvidarla, trataba de pensar en otra cosa, de ocupar mi tiempo en actividades extracurriculares y en estupideces, ¡en lo que fuera! Con tal de poder olvidarla…

Le puse atención a la canción, después de todo ése era mi momento ¡ese era mi único y jodido momento para vivir de nuevo! ¿…o morir de nuevo?

“I tried so hard to hate you but it only makes it all worse, I only end up hating myself!”

Sí. Eso hice. Traté de odiarla con todas mis fuerzas pero no podía. Sólo me estaba lastimándome a mí mismo y, al hacerlo terminé odiándome a mí mismo por no poderme levantar de aquella caída al abismo. Sentía como si gracias a esa maldita caída tuviera todos los huesos rotos y como si aquella sangre rojísima y un tanto espesa proveniente de mi cuerpo no dejara de salir rápidamente.

“And as my hatred grows, so do the lies. It's hard to face the truth sometimes. God, I feel so useless! God, I hate myself when I try to get over you! I hate myself! Will I ever get over you?”

Las mentiras, y las promesas rotas… ¿qué más podía haber dolido?

De pronto me vino a la mente que no estaba muerto y no había caído de un abismo, ni siquiera de un metro de altura. Sólo era mi imaginación apoderándose de mí. ¿No podía ser inevitable? Quizás no. Quizás simplemente las alucinaciones son producto de nuestros sentimientos. Y quizás, a su vez, los sentimientos son producto de nuestras carencias.

“Sometimes it hurts so much to lose the one you love! Sometimes it hurts so much to lose the one you love!”

El reproductor tocaba aquella frase de nuevo. Me era difícil concebirla. Casi aviento el celular con el accesorio lejos de mí. Ira incontenible… Traté de calmarme, después de todo mi comunicación en el exterior no tenía la culpa de las desgracias que esa mujer me causó.

Ya casi terminaban mis minutos tan preciados. Aquellos en que la balanza no estaba equilibrada, en que morir o vivir era las únicas opciones. Y entre una bomba de emociones le di pause.

Escuché a mi corazón latir demasiado fuerte y demasiado rápido, casi como si estuviera drogado. Pero no. Solté un suspiro y quise tirarme al suelo y llorar hasta que todo volviera a la normalidad. Una impotencia de repente se apoderaba de mi cuerpo, debía terminar la canción. Al fin y al cabo, era sólo una canción.

“And after all this time you'd think I'd understand the way you feel. But no. I only think about myself and it's driving you away, I always knew it would one day.”

Las palabras sonaron muy fuertes, pero sólo porque era verdad. Tal vez nunca la quise como se merecía, pero no podía culparme. Además, ella había intentado “amarme”. ¿Entonces todo era una mentira? Era egoísta de su parte. Y estúpido de la mía porque sentirme así no iba a ayudarme en nada.

“Sometimes it hurts so much to lose the one you love! Sometimes it hurts so much to lose the one you love! Sometimes it hurts so much to lose the one you love! Sometimes it hurts so much to lose the one you love!”

La canción terminó. Y mi sufrimiento también. Desconecté los audífonos de un tirón. Apagué mi celular y lo guardé en el bolsillo de mi pantalón de mezclilla. Di un suspiro con pesadez y me dije a mi mismo: -Hoy, hoy es el último día que me siento así por ti. No vales la pena, ni tú ni nadie.

Salí de ese lugar. Supongo que todos alguna vez hemos estado en “ese” lugar oscuro y espantoso. Donde miles de corazones rotos y mentes afectadas por el alcohol o las drogas habitan. Creo que jamás volví a pisarlo.

Pero la respuesta, a su vez, se deriva de la respuesta a mi única pregunta existencial: ¿Estoy vivo o estoy muerto?

FIN.

9.08.2010

Avs de Suzaku K.

¡*-* Hula minna! Espero que estén super bien ^^ y que les haya ido excelente en el día :3
Hoy yo dormí un ratito en la tarde porque ya tenía 3 días durmiendo sólo de 3 - 5 horas y pues no estaba rindiendo lo suficiente en la escuela, pero en fin.. seguro ya maniana me irá bien *-*U

Anyways, aquí les dejo unos avs de Suzaku Kururugi del anime Code Geass~ aunque xD en realidad están sacadas de un Doujinshi del mismo uUU^^...

Si les gusta o no den su opinión XD! Será bien aceptada.
Espero que les gusten :3
ja, ne~


9.07.2010

NIGHTMARE*


¡Hula! Bueno pues edité esta imagen mía porque *-* me amé como salí en ella xD aunque no sea un muy buen efecto, fue algo que me gustó ¬¬U así que .l. sino te gusta (?) hahaha ok no tanto así :3 pero si quieres deja tu opinión

Ja, ne~

9.06.2010

Un Consuelo Forzado. [FINAL]

¡Hula! Decidí que éste será el capítulo final porque pues... creo que alargarlo simplemente sería estúpido e innecesario. De cualquier forma agradesco de todo corazón a aquellos que estuvieron siguiendo mi historia ^^. Y aunque no comentaron específicamente AQUÍ sé que les gustó mucho. Eso me hace verdaderamente feliz. Admito que me divertí mucho escribiendo esto, y por supuesto sabiendo que no soy la única que se identifica ya sea con uno o con otro personaje. 

En fin, disfrútenlo mucho y pues... ¡¡HOY SI QUIERO COMENTARIOS!! hahahaha xD
Como en los anteriores capítulos: se aceptan críticas constructivas.

------
AUTOR: Carol Padalecki.
ANIME: Saint Seiya.
PAREJA: Saga & Kanon.
TRAMA: Saga está demasiado dolido por un engaño de su pareja; Kanon estará allí para "consolarlo" y para hacerle entrar en razón. [Es un Mundo donde no hay peleas como en el original SS.]
ATENCIÓN DEL CAP: ¡Alto contenido YAOI LEMMON!
-----

Escuché, pensé e hice muchas cosas de un momento a otro. ¿Quería ver a un verdadero demonio? Yo sería aquel que le enseñaría la pura maldad, la única, la tangible. Me miró confundido, sus ojos se posaron sobre los míos tratando de descifrarme las malditas intenciones.

No había interrupciones llenas de ruido ni afuera ni adentro, quizá sólo a excepción de mi respiración acelerada y de los rapidísimos latidos de su corazón que parecían ensordecerme por mero gusto. Realmente nunca me imaginé estar en una escena parecida a aquella en donde Kanon era la víctima moribunda y yo el terrible cazador que lo sacaría de su miseria.

Qué chistoso. Casi solté la carcajada enfrente de él. Se le veía tan débil… oh, ahora comprendía sus risas y sus burlas. Ahora esa sensación era propia y ¡la estaba disfrutando con todos mis sentidos! Mi cuerpo de pronto me pidió un gran torrente de adrenalina…y bueno, yo sabía cómo obtenerla.

-Calla. No quiero que digas más, si lo haces te odiaré para siempre. “Y eso no te va a gustar del todo porque al final del día sigues siendo mi hermano menor.” –le imité, y cínicamente le sonreí de medio lado.

Dejé de cubrir su boca con mi mano y entonces me incliné a besarle el pecho y el abdomen por completo. Le di varios mordiscos a sus pezones y al mismo tiempo observaba su reacción: se había mordido los labios para no omitir ni ápice de sonido. Ya estaba advertido. No me desobedecería.

Creo que supe a qué se refería cuando intentó decirme algo y yo le hube callado. Supongo que desde entonces lo sabía a la perfección pero me estaba negando a aceptarlo. Sus sentimientos eran prohibidos. Totalmente prohibidos. Y yo, un defensor de la justicia y de las reglas, lo veía como el pecado que quería cometer para irse al infierno y devorar almas por el simple hecho de sentir placer y de ver aquellas lágrimas derramarse; un demonio sin compasión. Eso quería Kanon. Ese gemelo mío era peor que cualquier humano que haya conocido jamás.

Yo sería el que le daría “una cucharada de su propio chocolate.” Me dije a mí mismo. Pero para entonces su lívido ya había cobrado vida sin darme cuenta hasta que me dejé de basarle, mordisquearle y lamerle la piel de cada centímetro de su cuerpo.

-Mmhmm Kanon, qué predecible eres tú. –le comenté con un tono de sorpresa fingida. Casi escuché la saliva pasar por su garganta, por supuesto, él estaba un poco sonrojado porque yo le dijera eso.

Yo le había prohibido siquiera tratar de dejar salir suspiros y gemidos de placer. Era algo obvio. Cuando hacía algo malo y después se arrepentía tenía esa cara…lo conocía perfectamente. Y quizá conocerlo de esa forma fue mi error.

Lo miré y le volví a sonreír de esa forma tan cínica y malvada que yo podía imitarle como un si fuese un espejo. Me relamí los labios y aquel sabor a sangre aún prevalecía latente. Arqueé una ceja y me llevé una mano al mentón. –Oh… qué pasará si te hago… esto. –Tomé su lívido en mis manos y él se estremeció de miedo y placer-. No, no, Kanon. Descuida, no te voy a lastimar.

Le aseguré y él pareció tratar de tranquilizarse aunque fuera sólo por un segundo. Di inicio a mi tarea. Besé la pelvis que sobresalía por el entrenamiento que llevaba. Di cortos y pequeños besos a la base de su miembro y fui subiendo hasta tocar con mi lengua la punta de éste. Y él no pudo aguantar más. Gimió sonoramente y me tomó de los cabellos con delicadeza.

-Por… favor… no puedo callarme... si haces eso. -casi me rogó. Negué con la cabeza, divertido de sus palabras.

Pero eso sólo había significado que podía hacerlo si quería. Además, yo, de estar en esa situación, hubiera dicho lo mismo. Así que sin decirlo textualmente, le di permiso de hacerlo para que no sufriera más.

Probé por completo a mi hermano por un tiempo, hacerle aquello también me estaba excitando demasiado. Y no podía creer lo bien que se sentía apoderarse de un hombre. Ahora comprendía los “experimentos” que Kanon había tenido en el pasado. Era realmente excitante. Incluso más que hacerlo con una mujer. ¿Era eso o era el sabor de lo prohibido? Quién sabe…

-Saga… -repetía mi nombre una y otra vez apenas con un hilo de voz; y si yo aumentaba la rapidez él se estremecía casi con ahínco-. Ya… hazlo. –me ordenó. Seguro Kanon ya no podría aguantar durante más tiempo; pero yo deseaba hacerle sentir de esa forma por un poco más de tiempo.

Lamí y saboreé a ese peliverde hasta que el líquido blanco salió de su organismo disparado contra mi boca. Él había emitido tal sonido de placer que había despertado a la verdadera bestia que vivía en mi interior. Sin pensarlo dos veces y ya lo suficientemente excitado por mi parte, me adentré en él. No le anticipé siquiera.

Sentía la sangre bombear rápidamente por mi cuerpo, a esa magnífica corriente eléctrica que atinaba a mi espina dorsal, y por supuesto, a ese sonidito de “bum-bam” que mi corazón emitía por excelencia.

-¡S-Saga! –su gritó salió ahogado. Yo ya no quería que hablara porque su timbre de voz hacía quererme mover dentro de su interior. Pero todavía no estaba listo para llevarlo a cabo.

Esperé unos segundos hasta que se acostumbrara a la repentina intromisión. Observé sus facciones, esa cara jamás se me olvidaría. Asintió levemente, entonces yo comencé a moverme: lentamente al principio y después lo hice más rápido porque la adrenalina que antes mi cuerpo pedía estaba siendo producida al instante, sin embargo estaba consciente de que era algo efímero.

Subí una de sus piernas a mi hombro y proseguí con aquel acto. Su miembro golpeó mi vientre cuando el vaivén de mis caderas acrecentó lo bastante para que él se tuviera que agarrar de las sábanas de la cama. Entonces terminó de decir lo que había empezado anteriormente: -T-te… amo.

Yo lo ignoré por completo porque aquél éxtasis estaba por llegar. El sudor estaba presente en ambos cuerpos y el rubor nos cubría los rostros como si fuera algo automático. Unas cuantas embestidas más y él se había corrido manchándonos a los dos. Yo lo hice tan sólo unos segundos después, y llené todo su interior de ese líquido caliente.

Bajé su pierna para que pudiera descansar un poco de tan arduo trabajo. Me atrajo hacia él con sus largos y fuertes brazos. Me dejé hacer y caí exhausto sobre él. Nuestras respiraciones aún eran agitadas y nuestros corazones seguían al límite. Pensé que me iba a romper en cualquier momento como si fuera un cristal muy delgado.

Él acarició mi cabello tratando de tranquilizarme. Acercó mi rostro al suyo y me besó los labios. Cerró sus ojos al hacerlo y por inercia yo también lo hice porque no importaba nada ya. Le había cumplido el caprichito y como hubo mencionado anteriormente: me la pasé increíblemente. Pero entre sentirlo y admitirlo a voz pelada se encontraba un gran abismo.

Se separó lentamente y unas lágrimas salieron de sus ojos cosa que me sorprendió ver porque al momento se disparó un pensamiento estúpido y realmente absurdo: así me veía cuando lloraba. Claro, éramos gemelos.

Me quedé sin saber qué hacer o que pensar. Pero entonces él habló con una voz débil y con suma franqueza: -Perdóname.

Yo negué con la cabeza al instante; no había nada que perdonar, además, no era una ente que tuviera el poder de hacerlo. Le dediqué una ligera sonrisa y entonces él también hizo lo mismo. Dio un suspiro de alivio y por ésta vez yo besé sus labios. Eran suaves, muchísimo, y la sensación que me producía era riquísima.

La noche pasó desapercibida. Me quedé dormido al instante y él me cubrió con sus brazos para darme calor con su cuerpo. Seguro al día siguiente iba a tener un fuerte resfriado pero su esfuerzo no era en vano. Mi hermano me amaba… y aunque habíamos cometido un pecado muy grande, no podía odiarlo de nuevo. No después de haberle visto tan débil y tan sincero consigo mismo.

Posiblemente desde que nacimos ya estábamos destinados a estar sólo el uno con el otro. Hoy día simplemente me pregunto si dos demonios pueden amar y ser amados. ¿Y también será que los consuelos podrán ser forzados? ¿El amor puede ser prohibido? ¿El dolor, la vergüenza y la venganza podrán ser olvidados con un solo acto? Quién sabe. Aquella persona que sepa la respuesta será admirable para nosotros: los estúpidos a los que nos han roto el corazón en mil pedazos.

...FINAL...

9.05.2010

Un Consuelo Forzado. [Capítulo 4]

ATENCIÓN: éste es un Fanfic Yaoi de Saint Seiya que he creado porque tenía muchísimas ganas de retomar mi escritura en forma de mini-historias. Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia. Le doy gracias a la buena música que me inspiró aún más para darle vida a esto.

-----
AUTOR: Carol Padalecki.
ANIME: Saint Seiya.
PAREJA: Saga & Kanon.
TRAMA: Saga está demasiado dolido por un engaño de su pareja; Kanon estará allí para "consolarlo" y para hacerle entrar en razón. [Es un Mundo donde no hay peleas como en el original SS.]

En fin, disfruten. Se aceptan críticas constructivas.
-----


Probablemente tanto yo como cualquiera hubiera estado lo bastante seguro de lo que iba a suceder después. Quien no estaba consciente de aquello era simplemente un imbécil lo bastante despistado como para caerse en con la cáscara de alguna fruta.

…Tragué saliva, quería reclamarle y quitármelo de encima. Mi voz no salía y yo estaba sumamente sorprendido; y, acorralado allí ¿qué podría hacer? No rendirme era mi única opción así que forcejeé de nuevo pero no logré nada; él me golpeó en la cara y de nuevo me dolió bastante. Tenía muchísima razón cuando decía que era el único que podía vencerme.

-Ya. Tranquilo. Si no quieres que te someta, entonces sólo coopera. –me ordenó. Fue soltándome las muñecas lentamente pero no por completo; se sentó en mis piernas impidiéndome huir si así lo quería-. Si me dejas hacértelo, te aseguro que lo disfrutarás.

Yo no asentí ni aprobé esa decisión pero él pareció entender una afirmación con base a mi silencio. Se inclinó hacia mí y lamió toda la sangre que provenía de mi labio y que se había regado por mi mentón. Cuando sentí su lengua sobre la piel de la base del cuello me estremecí un poco y empecé a sospechar que él no estaba bromeando aunque mi mente quisiera escuchar que todo aquello era una broma, un simple juego. De nuevo estaba equivocado.

La sangre había sido mero pretexto para besarme y lamerme el cuello. Su piel estaba caliente y la mía aún seguía fría por el hecho de haberme mojado por completo.

-Sólo recuerda que nunca me dijiste que no lo hiciera. –Agregó en un susurro contra mi oído izquierdo para después besarme el lóbulo de la oreja; tuve que morderme la lengua para no omitir ningún sonido-. Aunque… no te la pasarás mal, hermano.

Me besaba el cuerpo con verdadera pasión. Parecía querer más y más y yo simplemente volteaba el rostro para que no me robara otro beso, no le iba a permitir apoderarse de mi boca porque sabía que si lo dejaba hacerlo ya no iba a verlo de la misma manera.

Los besos para mí eran significativos, de más intimidad. Y…me daba cierto miedo que él se atreviera a apoderarse de ellos como si fuera un deporte practicable. Ojalá nadie estuviera viéndonos en ese momento, no podría soportar la vergüenza.

-Te desvestiré, tu ropa mojada me estorba. –entonces el miedo se acrecentó. El miedo, la vergüenza, el dolor… era un tormento de emociones indescriptibles.

Hizo lo que se propuso: me soltó completo de las muñecas y comenzó a desabotonar la camisa negra que llevaba puesta; el brillo que había visto antes sobre sus esmeraldas regresó. Cerré los ojos con fuerza porque de pronto y sin avisarme, mordió uno de mis pezones haciendo que se pusiera duro y sensible al tacto.

-Mírate… eres todo un caso, Saga. –Agregó con cinismo. Seguro le divertía lo que estaba haciéndome, y puedo jurar que él se relamía los dientes y labios como un cazador hace al ver a su presa demasiado cerca-. Tengo que prepararte… -me retiró toda la ropa y noté su desesperación al hacerlo.

Por un momento pude sentir como si un vaso de vidrio se hubiese roto. Imaginé que una gota de petróleo había caído en muchísimos litros de agua potable. Hubo un hueco en mi estómago, en mi corazón… y mi cuerpo ya no me obedecía. Ya no sabía que pensar. Estaba demasiado confundido: primero el engaño de aquella mujer que no supo aprovechar mi corazón, aquella a la que le di mi todo… y luego el hombre que se hacía llamar mi hermano estaba haciendo de las suyas conmigo.

¿Cómo iba a poder detener todo eso? En verdad, en ese momento, yo deseé morir con todas mis fuerzas. Le rogué a Dios que tuviera un poco de piedad por mi alma, que me matara al instante. Ya quería dejar de sufrir y de sentir. ¿Por qué todo tenía que ser así? ¿Por qué no pude darme cuenta antes? ¿Por qué ella había hecho eso? ¿Yo tenía la culpa de todo eso? ¿Por qué el mundo no podía simplemente ser bueno? ¿Por qué tenía que existir lo malo?

Oh, pero esas preguntas eran de un corazón dolido y confundido. Sólo eso. Mi mente ya no parecía estar presente, me había dejado, me había abandonado. Y la cordura y la razón ya no eran parte de mí… Entonces pensé en seguirle el juego. ¿Qué más daba? Ya no tenía nada ni nadie por quién luchar, por quien triunfar. Irme a hundir yo mismo ya no parecía tan malo. Fueron 10 segundos en que pensé todo eso. Y esa conclusión no era una excusa barata ni un pretexto pero sí era una salida fácil. Lo haría. Le mostraría ese otro Saga, el que antes había vivido en mí. ¿Sometemerme? ¡Bah! Que lo intentase. Entonces veríamos quién sometía a quién.

-No. Yo te lo haré a ti. –le dije con la voz ronca, abrió los ojos como platos porque nunca esperó escuchar eso-. Dijiste que me harías sentir bien, entonces te pondrás debajo de mí. Sólo de esa forma cooperaré. –Yo ya no era yo mismo y quizá a él le dio miedo esa vista mía.

-C-claro. –tartamudeó. Se empezó a quitar la ropa y tuve que ayudarle porque estaba temblando; a pesar de que su cuerpo se encontraba caliente estaba titiritando y me sorprendió verle tan débil de un segundo a otro.

No me burlé al verlo tan vulnerable como un papel. Me dieron ganas de cobrarme venganza por haberme hecho tanto daño pero… en realidad eso no me servía de nada. Sólo quería olvidar y morir. Y eso haría, aunque fuera sólo por un instante. Pero seguía extrañándome un poco su actitud. ¿Por qué cambiaba constantemente de humor?

-¿No te vas a echar para atrás o sí? Tú tuviste la idea. –pregunté y él se erguió. Apoyé mis manos por detrás de mi espalda para estar a su altura. Solté un suspiro y comencé a sentir el fuego fluir, aquel fuego proveniente de la furia y la rabia. –Contéstame, Kanon.

-¿…Por qué de pronto lo… aceptaste? ¿…Por qué ahora… quieres hacerlo? –volteó a verme y no sé si fue tristeza o inseguridad, pero él ya no era el cazador sino la víctima de la historia

-¿Y por qué no? Si dices que eres lo suficientemente bueno ¿por qué no? –arqueé una ceja y me eché el cabello hacia atrás-. ¿Te da miedo? ¿No eras tú el cínico, burlesco y poderoso Kanon? Así te denominabas. No me digas que ahora eres un impostor y marica. Eres un mentiroso, sí, pero ¿un impostor? No lo creo.

-No… no es eso. Saga, tengo algo que decirte. –retomó un leve porcentaje de su fuerza. Quizá su orgullo no le permitió estar de esa forma-. Necesito decirlo antes de que yo también resulte lasti…-no lo dejé terminar. Su discurso ahora me parecía absurdo. Le tapé la boca con una mano y lo empujé hacia atrás. Ahora se encontraba debajo de mí y quién sabe, tal vez después de todo, yo también era un maldito bastardo.

CONTINUARÁ...